Psicomotricidad

Hacemos psicomotricidad y surge la magia

Hacemos psicomotricidad y surge la magia

Tenemos ante nosotros un grupo nuevo de alumnos y no los conocemos ni nos conocen. Alguno está tranquilo pero la mayoría está inquieta, o incluso alguno no quiere estar. Hacemos psicomotricidad y surge la magia. Se genera una atmósfera agradable en donde se sueltan tensiones y se colabora de buen grado, ¡magia!

En logopedia infantil, o el aula de audición y lenguaje es para el logopeda o maestro una actividad que le permite trabajar con los niños a favor y para los niños se crean instantes mágicos que proporcionan auténtico disfrute.

Empezaré por definir lo que es Psicomotricidad:

Como disciplina se ocupa de la interacción del cuerpo y el movimiento en relación a su integración con el conocimiento, las emociones, la expresión y las relaciones en un contexto social.

Piaget sostenía que la inteligencia se construye a partir de la actividad motriz de los niños. En los primeros años todo el aprendizaje y conocimiento se centra en la acción del niño sobre el medio, a través de su movimiento.

Para qué nos sirve la psicomotricidad infantil?

La Psicomotricidad gruesa nos permite trabajar:

  • el esquema corporal
  •  la orientación espacial (Arriba, abajo, dentro, fuera…)
  •  conciencia de volumen que ocupa su cuerpo en el espacio
  • y poco a poco podremos combinarla con la psicomotricidad  fina,
  • y podremos trabajar en el aire  tareas que luego haremos en el plano. Grafías con ambas manos para zurdos y diestros
  • mejorar su atención y concentración
  • mejorar su capacidad para interpretar  signos, símbolos, planos
  •  también podremos trabajar la articulación, moldeamiento de vocales y punto de articulación de fonemas. Siempre al ritmo de la música que nosotros mismos cantamos o de nuestras palmas, pitos…etc. Lo que nos ayuda con la orientación temporal (Antes, durante,  después…)

Estas actividades nos permiten habituarlos de forma lúdica a separar las tareas.  En estas edades educar en hábitos es muy importante.

  • Les orienta en el tiempo, pues hay tareas que haremos siempre a la misma hora
  •  les educa en el orden y será lo que les haga sentirse cómodos en la clase, pues ese es su drama al llegar a la escuela, les han arrancado de sus hábitos de vida y se sienten perdidos.
  • Al mismo tiempo nos sirve de actividad/descanso después de otras que les resulten más cansinas. Hacemos psicomotricidad y surge la magia.

Tipos de psicomotricidad

En función de la finalidad tenemos dos tipos:

  • Preventiva en la que a través de sus movimientos corporales va trabajando de una forma lúdica habilidades y destrezas que  mejorarán sus competencias en tareas posteriores como lectura, escritura. También mejorarán conceptos temporales y especiales, vista, equilibrio y las relaciones que establecerán con sus iguales.
  • Terapéutica En la que se trata de reeducar o rehabilitar en niños o adultos  con diferentes patologías o con necesidades diferentes para ayudar en su evolución

La sala

La sala de psicomotricidad ha de estar poco amueblada para que puedan ocupar el espacio en movimientos amplios. Debe tener un espejo amplio, colchonetas, pelota blanda (de espuma), Aros, bloques…

También deberá haber lápices, folios, colores, rotuladores, tijeras…

Distribución de la clase

Una clase tan diferente nos permitirá trabajar diferentes hábitos.

En relación con sus habilidades sociales trabajaremos al principio un saludo como forma de contacto, donde hablarán entre ellos, como ocurre habitualmente en cualquier clase o reunión de adultos. Pasado un tiempo avisaremos de que la clase va a empezar. Se descalzarán, si es posible, y comenzamos.

El primer tramo de la clase será de movimiento libre, ocupando todo el espacio. Luego ordenaremos el movimiento. Trabajaremos en espejo y ellos lo harán por imitación. Podemos introducir una historia o cuento, para seguir con una lógica nuestros movimientos y de psicomotricidad fina también, y ritmo, palmas, desplazamientos cortos en el espacio al mismo ritmo. Dibujamos figuras y trazos en el aire, insisto importante que sea en espejo, es decir, yo levanto mi brazo izquierdo para que ellos lo hagan con el derecho y cualquier movimiento así será también.

El siguiente tramo será intentando plasmar en el plano lo trabajado en el aire, en montones de sal. Dibujo en papel, coloreado, recortado…

Cuando avisamos que la clase se está terminando empezaremos a recoger el aula para dejar todo como estaba previamente. Dedicamos ahora pocos minutos a trabajar su respiración y su atención, mediante técnicas de Relajación. Una herramienta para manejar emociones, muy importante en la vida de los niños y que bien trabajada puede acompañarle toda su vida.

En definitiva, hacemos psicomotricidad y surge la magia y tenemos un aliado de nuestro trabajo y de la diversión de los más pequeños y de su propio desarrollo afectivo, social, motor y cognoscitivo. Nos ofrece una fuente de motivación mutua y de enriquecimiento creativo así que nuestra clase será cada vez mas creativa y completa.

Autor

gabkikaevia@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *